Universo

La NASA Ha Descubierto Un Sistema Solar Como El Nuestro Próximo A Nuestra Galaxia

Durante una rueda de prensa celebrada el miércoles, la NASA dijo que han identificado 7 planetas del tamaño de la Tierra en órbita de la estrella Trappist-1, localizados a cerca de 39 años luz del Sol, en la constelación de Acuario.

“Me siento muy entusiasmado por anunciar que el Dr. Michael Guillon y su equipo usaron nuestro telescopio espacial Spitzer para confirmar que existen realmente siete planetas del tamaño de la Tierra en la órbita de la estrella Trappist-1”, informó el dirigente de la NASA, Thomas Zubuchen.

Este sistema de exoplanetas de Trappist-1 ha sido detectado gracias al telescopio localizado en Chile, a través del cual los científicos observaron tres planetas en mayo de 2016. Después han apoyado la búsqueda por varios telescopios terrestres más, incluyendo el Very Large Telescope del Observatorio Europeo y el telescopio Spitzer.

Con esta ayuda confirmaron la existencia de esos planetas y descubrieron otros cinco más, aumentando a siete el número de planetas encontrados. Los científicos revelaron que tres de los planetas descubiertos están en la llamada “zona habitable” donde hay gran posibilidad de que exista agua en forma líquida y tengan mares, luego vida.

“Este descubrimiento puede llegar a ser muy importante y significativo en la búsqueda de ambientes habitables, y por supuesto responder a la pregunta de ¿estamos solos?

Ya que esto está en la parte superior de nuestra lista de prioridades científicas y el hecho de poder encontrar por primera vez una zona habitable es un paso muy importante”, así lo decía Zurbuchen.

Como los planetas se encuentran fuera de nuestro sistema solar, científicamente son llamados “exoplanetas”. El equipo científico de la NASA ha medido el tamaño de los siete planetas y ha desarrollado las primeras estimaciones de las masas de seis de ellos y estimó su densidad.

Según los expertos, todos los planetas de Trappist-1 deben ser rocosos. Al planeta siete aún no han llegado, pero los científicos creen que podría estar congelado y ser como una especie de bola de nieve, pero necesitan investigar más.

A diferencia del Sol, Trappist – 1 es más fría, y según los científicos y astrónomos, el agua podría sobrevivir en estado líquido hasta en los planetas que orbitan cerca de él, cosa que no sucede en nuestro sistema solar.

“Lo que es interesante es que estos planetas están tan cerca los unos de los otros que no se ven como por ejemplo vemos a Venus desde la Tierra, la cual vemos como un punto brillante similar a una estrella, allí los planetas al estar más cerca se ven el uno al otro como vemos a la Luna desde aquí”

Sin embargo, los planetas parecen estar siempre mirando hacia el mismo lado de la estrella, de modo que por un lado siempre es de día y por otro siempre es de noche.

Pero según los científicos, esto puede significar que los exoplanetas tienen patrones climáticos totalmente diferentes a los de la Tierra, lo que puede dar lugar a fuertes vientos y cambios extremos de temperatura.

Los científicos seguirán estudiando el Sistema Solar recientemente descubierto, usando varios telescopios espaciales para conseguir identificar las diferentes propiedades de los planetas conocidos y seguir buscando otros cuerpos celestes que podrían ser habitables.

¡Suscríbete a Despierta!

Introduce tu correo electrónico para suscribirte al blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.