Arzobispo Italiano Rompe El Silencio Y Dice Que El Papa Benedicto XVI Renunció Por La Fuerte Presión Del Gobierno De Obama

Un arzobispo italiano cercano al Papa Benedicto XVI dijo que la administración de Obama puede haber sido la cómplice de las “enormes presiones” que llevaron al ex Papa a dimitir en 2013.

No es ninguna coincidencia para algunos grupos católicos, el presidente Trump por su parte va a abrir una comisión de investigación para ver si la administración de Obama presionó de algún modo a Benedicto XVI.

papa benedicto y su dimision

Al menos eso es lo que dice Luigi Negri, el arzobispo del que hablábamos y que tuvo una entrevista este lunes, citando entre otras cosas, las revelaciones de WikiLeaks, sobre los esfuerzos del Partido Demócrata para influir en la dirección de la Iglesia Católica en los Estados Unidos.

“Esto sigue siendo un misterio por ahora”, dijo Rimini a la prensa, “pero estoy seguro de que los responsables serán descubiertos”. El arzobispo habló también de la existencia de una carta escrita por un grupo de católicos estadounidenses a Trump, en la que pedían en enero que se abriese una investigación.

Dicha investigación iría dirigida directamente a la administración de Obama, para ver si existía una conspiración entre Soros- Obama-Clinton, tras la renuncia del Papa Benedicto XVI.

En la carta se indica específicamente que “tenemos razones para creer que el cambio en el Vaticano fue diseñado por el gobierno de Obama”. Alrededor de un año después de que saliese a la luz una conversación de correo electrónico publicado por WikiLeaks.

Los autores explican en la carta lo siguiente “Encontramos que el Papa Benedicto XVI abdicó en extrañas e inusuales circunstancias y fue reemplazado por un Papa cuya misión aparente es proporcionar un componente espiritual en la agenda ideológica radicar de la izquierda internacional”

En las revelaciones sorprendentes en octubre pasado, el jede de la campaña de Clinton, John Podesta, encontró que creó organizaciones católicas falsas, para usar líderes de la iglesia para promover una agenda liberal en el Congreso y así promocionar la agenda del Partido Demócrata.

En medio de cientos de correos electrónicos de John Podesta liberados por WikiLeaks, uno de los informes contenía la asociación católica falsa creada por John Podesta para causar la revolución en la Iglesia, llamada Alianza del bien común.

El director ejecutivo de la organización, Christopher J.Hale, hace referencia a la preparación que hubo para la visita apostólica de Francisco a los Estados Unidos. Junto con los esfuerzos para infiltrarse en la jerarquía de la iglesia, sacando como conclusión que fue el Gobierno de Obama el que lo hizo Papa.